Vuela Palabra

Precious Arinze-Vuela Palabra

VI. Diez poetas africanas actuales: Precious Arinze

El nombre de Precious Arinze llegó hasta mí gracias a mi compañera de equipo, la poeta mexicana Andrea Muriel, quien es una admiradora de la escritura de la joven nigeriana.  Ella es la sexta poeta de mi dosier Diez poetas africanas actuales. Aunque Andrea me compartió el poema «What she said», el cual me ha conmovido muchísimo, debo confesar que fui a buscar otros poemas en la red y me dejé cautivar por «Self-portrait with anxiety», el cual les presento en mi traducción. Podría inventar mil razones, pero la única verdad es el hecho de sentirme plenamente identificada con el mensaje que hay en él. La ansiedad es uno de los problemas que más afectan la salud de las personas hoy por hoy, y, desafortunadamente, sigue siendo motivo de escándalo el hablar abiertamente de ello. Arinze escribe unos versos vivos, humanos, reales. No es un artificio o ni siquiera se siente como cuando cuentas la historia de alguien más. Ella no se despoja de sus vivencias, las hace suyas y nos muestra su desvarío a través del poema; con él te azota hasta dejarte inerme frente a tu existencia que, como un malabarista, observa el abismo desde esa delgada cuerda que sostiene sus pasos. Espero que lo disfruten.

Marisol Bohórquez Godoy

 





Autorretrato con ansiedad

por qué siempre continúa volviendo a esto
el rio     la lluvia     quién es responsable de la inundación
esta vez     mis manos extraviadas
el empalagoso aliento gastado     esperando la misericordia
de otro cielo     & otro     & otro     &

por qué siempre es la noche la que se va desvaneciendo
nunca yo quien la abandona     por qué cada conversación
se siente como si me estuviera poniendo en peligro

& siempre hay peligro     siempre hay alguien
muriendo     & no suficiente amor     & luz para llorarlos de nuevo
una vez más     la lluvia vacía un río en mis párpados
un destello de luz     ilumina     lo que hay más allá de la ventana

& de repente está la sombra de un árbol     de repente está
mi madre     su cabeza enterrada en el polvo     sus pies
rastreando el cielo en busca de algún lugar para acostarnos a todos

siempre hay un árbol     siempre está la madre de alguien
plantando semillas     incluso si no estamos cerca para observarlas
crecer     el relámpago inventó los micro-relatos     & también mis pastillas
cúlpenlos a ambos por esta ruina

quiero descansar en algún lugar     si no es mi cuerpo
mi ex llama     él está preocupado de que yo pueda morir mañana     & ahora
yo también     no acerca de morir mañana

me preocupa que habrá más moretones     por los cuales pedir perdón
como cuán profunda es mi necesidad     & cuán insignificante
qué he hecho de este implacable eco     profecía bordeada
en la sombra     que será de mis manos

qué densa esta cosa llamada permanecer qué majestuoso
& bien intencionado el moretón     de nuevo perdóname     necesito encontrar aire
completamente mío     & aún así puro     con qué fin
hemos durado tanto     dile a mis manos que regresen & me sostengan

esta noche en particular     como todas las anteriores     se siente pesada
con todas mis vidas obstinadas     como los barcos que transportan cautivos
hacia las plantaciones     cuando la inundación llegue     seré sólo yo
quien se ahogue     solo yo quien se moje     & mis manos
mis manos     ¿alguien ha visto mis manos?




Self-portrait with anxiety

why does it always keep coming back to this
the river     the rain     who is responsible
for the flood this time     my missing hands
the cloying breath spent     waiting for the mercy
of a different sky     & another     & another     &

why is it always the night that goes     vanishing
never me that abandons it     why does every conversation
feel like i am endangering myself

& there is always danger     there is always someone
dying     & not enough love     & light to grieve them back
again     the rain empties a river into my eyelids
a flash of light     illuminates     what lies beyond the window

& there is suddenly the shadow of a tree     there is suddenly
my mother     her head planted in the dust     her feet
trailing the sky for some place to lay us all down

there is always a tree     there is always someone’s mother
planting seeds     even if we are not around to watch them
grow     lightning invented flash fiction     & so did my pills
hold them both responsible for this undoing

i do want to rest someplace     if it isn’t my body
my ex calls     he is worried i might die tomorrow     & now
i am too     not about dying     tomorrow

i am worried there will be more bruises     to beg forgiveness for
like how deep my need goes     & how unremarkable
what have i made of this relentless echo     prophecy rimmed
in shadow   what will become of my hands

how dense this thing called staying     how majestic
& well-intentioned the bruise     forgive me still     i need to find air
purely my own     uncontaminated yet     to what end
have we lasted this long    tell my hands to come back & hold me

this particular night     like all the ones before it     feels heavy
with all my lifetimes     tenacious     as the ships ferrying captives
towards plantations     when the flood comes     it will be only me
that drowns     only me that gets wet     & my hands
my hands     has anyone seen my hands




Precious Arinze es una poeta y ensayista nigeriana, estudiante de derecho. Escribe cuando no está sentada en el tráfico de Lagos analizando las decisiones que la han llevado a establecer su hogar en esta ciudad. Su trabajo ha aparecido en Kalahari Review, Arts and Africa, The Republic Journal, Up the Staircase Quarterly, Electric Literature, Glass Poetry y Berlin Quarterly, entre otros.

Visits: 254
close

¡SIGAMOS EN CONTACTO!

¡Nos encantaría tenerte al día con nuestras últimas publicaciones

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.